Jhonatan Ricardo Paez, quiere ser reconocido no sólo por ser un buen cantante sino además por haber podido
luchar contra los estereotipos como el de parecer un hombre rudo por sus músculos pero que en realidad es un soñador sensible y un creyente de sus pasiones.

Tiene 29 años y desde pequeño le pico el bicho musical, pasó por cuanto concurso hubo y siempre ocupó un lugar de reconocimiento.

Al salir del colegio y después de haber concursado en programas de canal uno y city tv, decidió seguir con el canto, pero acompañarlo de otra de sus pasiones, el deporte y la fisioterapia y fue así como en las vueltas que da la vida unió sus dos sueños, y entre entrenamientos y gimnasios conoció artistas, managers y personajes de la escena musical que lo han respaldado y que poco a poco le han ayudado a reafirmar que puede llegar a ser una de las estrellas que haga que la música colombiana, la popular o la que ahora llamamos regional, se de a conocer en muchos sitios del mundo.